No tiene relación con la tartamudez, pero tal vez os interese: acabo de estrenar un importante web de meteorología

           Es innegable que la meteorología es una de las disciplinas científicas más conocidas y populares y con más seguidores. La meteorología, a la postre, a menudo está en boca de todos. En este sentido, quien más quien menos comenta el tiempo que hace.

         En Cataluña, el tiempo provoca auténticas pasiones. La causa fundamental debe buscarse en el grandioso atractivo que conlleva una meteorología que cuenta con una diversidad de fenómenos casi interminable y, por tanto, verdaderamente sorprendente.

        Manifestadas estas palabras, permitidme que, en sintonía con el título de esta entrada, haga un poco de publicidad de mí mismo. Y es que en la web que acabo de inaugurar he intentado exponer todo lo referente a la meteorología de Cataluña. Tanto que, en cierto modo, podríamos evocarla como una pequeña enciclopedia, convenientemente adornada por cientos de fotografías y decenas de vídeos, algunos de ellos espectaculares. Además, es relevante destacar que todo el material, tanto en los textos como de imágenes, que se puede encontrar es mío, con la excepción de algunas fotografías aportadas por mi padre, ex-fotógrafo profesional.

       Por otra parte, sin ser ninguna exageración, se puede estar navegando por la web durante horas, una página, por cierto, que lleva el nombre de meteotecadecatalunya.cat. Afirmado esto, vale la pena apuntar que, como todos aquellos que me conocéis sabéis, la meteorología ha sido, desde la infancia, lo que más me ha gustado. También, muchos de vosotros sabéis muy bien que estudié Geografía en la Universidad de Barcelona, ​​hice los dos primeros años de doctorado, realicé la tesina y, en consecuencia, recibí el Diploma de Estudios Avanzados. Además, es conocido que he publicado seis libros de meteorología, aparte de los tres de geografía y de numerosos artículos y reportajes tanto del campo meteorológico como geográfico, básicamente centrados en Cataluña.

       Para ir cerrando y a modo de resumen: el tiempo, desde pequeño, me ha fascinado, y en la Meteoteca he intentado plasmarlo de la mejor manera que he podido. Ya sé, pues, que todo esto no tiene nada que ver con el tema central del blog, que es la tartamudez, pero he pensado que quizá os podría interesar entrar en la web que he estrenado hace sólo unos días.

 

 

 

 

Etiquetas del post
, ,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.